Proyecto Be inclusive

UK - Education - Black and white handsA partir de la selección de cuatro estereotipos, de entre los más presentes en nuestra sociedad, 7 “agentes informativos” y 45 “agentes multiplicadores” trabajaron mediante el efecto “bola de nieve” para combatir entre los vecinos y las vecinas de la zona actitudes negativas hacia personas de origen extranjero.

El lunes 10 de febrero a partir de las 19:00 horas, el Salón de Actos del Centro Municipal de Distrito de Errekalde acogerá el acto en el que los vecinos y las vecinas de la zona conocerán de mano de los y de las agentes que lo pusieron en marcha, los resultados del proyecto piloto Be Inclusive Bilbao. Un proyecto con objetivos a medio y largo plazo que buscaba acercarse a las bases de la población y mediante mensajes claros, concisos y concretos trabajar por combatir los estereotipos negativos ante la inmigración extranjera Se trata en definitiva de ir generando una respuesta local contra el racismo y la xenofobia.

El fin primordial de la campaña es desbancar los mitos y los rumores, muchas veces productos no intencionados de la mala información. Dado que el contacto individual desempeña un papel importante para que una persona cambie de opinión, consideramos que una estrategia clave para eliminar la discriminación no es otra que poner un rostro humano al mensaje, y al mensajero, y este objetivo ha sido ampliamente cubierto por los y las agentes sociales participantes en la campaña.

La evaluación global del proceso efectuada por los interlocutores ha sido positiva. Y es que Be Inclusive Bilbao ha cumplido su objetivo de combatir los estereotipos negativos y ha mejorado la convivencia en el distrito de Errekalde, es decir “actitudes de prejuicio” que causan aversión y propician conductas discriminatorias. Pero no sólo eso: también ha cumplido otro propósito como el de mejorar la imagen y la percepción que se tiene tanto del Ayuntamiento de Bilbao (por impulsar iniciativas que promuevan la participación ciudadana) como la de la población del distrito de Errekalde

El Área de Igualdad, Cooperación y Ciudadanía del Ayuntamiento de Bilbao y las asociaciones participantes en la iniciativa, junto al Laboratorio de Investigación en Inmigración de la UPV-EHU “Begirune” han logrado crear el caldo de cultivo necesario entre algunos vecinos y vecinas de Errekalde para seguir trabajando en la mejora de la convivencia entre la ciudadanía autóctona y la nueva ciudadanía procedente de diversas partes del mundo que comparten el día a día.

Gran parte de responsabilidad de ese resultado lo ha tenido la metodología empleada en el proceso: el denominado efecto “bola de nieve”, metodología que se viene extendiendo por gran parte de municipios europeos y que también el Área de Igualdad, Cooperación y Ciudadanía quiere impulsar en Bilbao
832 personas “impactadas”
Los y las agentes informativos o agentes antirumores -un total de siete en esta primera edición- formaron el núcleo duro del programa al convertirse en fuentes fiables y cercanas de comunicación y de contar con la credibilidad de su entorno social inmediato. Fueron ellos y ellas los que asumieron la responsabilidad de trasmitir la información que propició la reflexión en torno a estereotipos tan comúnmente aceptados como “nos quitan el trabajo”, “viven de las ayudas sociales” o “la inmigración promueve/aumenta la delincuencia”.

Estos siete agentes informativos eligieron en su entorno a 45 “agentes multiplicadores” que ayudaron a trasmitir la información que se trabajó previamente en tres talleres. Y mediante acciones en entornos sociales como bares, acontecimientos deportivos, actividades juveniles o citas familiares, entre otras, el proyecto alcanzó (según una estimación realista), a 832 personas. Para garantizar la efectividad de la bola de nieve se contó con material de apoyo consistente en guías de formación, flyers o pequeños dípticos, chapas o pegatinas.