Teresa Berganza inaugura `Opera Bihotzetik´de ABAO-OLBE

El próximo jueves 17 de noviembre a las
19:30h en el paraninfo de la Universidad de Deusto se pone en marcha una
nueva iniciativa de ABAO-OLBE en colaboración con Deusto Forum, OPERA BIHOTZETIK. Teresa Berganza, toda una
referencia en el mundo de la lírica, inaugura este proyecto con una conferencia titulada `Una vida con la ópera en el corazón´.

Tras la conclusión la pasada temporada  del ciclo de conferencias Tutto
Verdi en el que se ha analizado la figura del maestro italiano desde
múltiples vertientes, la Asociación Bilbaína organiza una nueva iniciativa
para acercar la ópera desde otros puntos de vista.

En el marco de la colaboración con Deusto Forum y con la ópera como nexo de
unión, ABAO-OLBE inicia un nuevo ciclo que contempla nuevos escenarios que
incluyen no sólo ponencias magistrales, sino también entrevistas en directo,
tertulias, diálogos entre profesionales y master clases con el objetivo de
hacer más cercano el género lírico, superando el enfoque académico y
abriendo planos de mayor proyección mediática y social.

De aquí surge Opera Bihotzetik, `ópera desde el corazón´, un proyecto
construido sobre un atractivo programa que contará con la presencia de
directores de escena, maestros musicales, cantantes y profesionales de
diversa índole para proporcionar un enfoque más humanista, afectivo y
personal de la ópera. No sólo una perspectiva profesional, si no también y
sobre todo facetas de sentimientos, impresiones, experiencias, emocionesŠ

La mítica soprano Teresa Berganza inaugura este ciclo con una conferencia
que nos acercará la faceta más personal de una artista de talla universal.

Homenaje a Teresa Berganza en el Museo Guggenheim
ABAO-OLBE celebrará  el  viernes  18 de noviembre a las 19:15 en el
Auditorio del Museo Guggenheim,  una  Conferencia-Homenaje a Teresa Berganza
con la que quiere celebrar por una parte, la trayectoria profesional de una
de las voces más importantes de la lírica, y por otra, el reconocimiento a
sus extraordinarias interpretaciones del rol de ³Angelina² en La
cenerentola, que constituyen toda una referencia en la historia de la ópera.

El crítico musical Fernando Fraga, será el encargado de desvelar los
detalles de la ópera de Gioacchino Rossini, La Cenerentola y de conducir un
merecido Homenaje a la gran mezzosoprano madrileña.

Este acto se desarrolla en el marco de colaboración de ABAO-OLBE en el
programa TopARTE que conmemora el XX Aniversario del Museo Guggenheim
Bilbao. La entrada será libre hasta completar el aforo pero con inscripción
previa.
Recomendamos retirar la invitación cuanto antes en las taquillas del
Guggenheim o en la web del museo:
https://www.guggenheim-bilbao.es/actividades/abao/
<https://www.guggenheim-bilbao.es/actividades/abao/>

Teresa Berganza

Teresa Berganza nació en Madrid donde se formó en estudios de piano,
armonía, música de cámara, composición, órgano y violonchelo dedicándose
posteriormente al canto, un arte que ella define como ³un árbol frondoso
plantado en las orillas del río de la vida².

Representante eximia de la denominada Generación del 51, una generación que
no sólo actuó en la creación, sino también en la interpretación, ha
participado desde su infancia en varias películas, intervenido en múltiples
grabaciones de zarzuela y dedicado esfuerzo y tiempo desde su juventud al
recital con la inclusión del lied alemán y la canción francesa.

Su debut oficial se produjo en el Ateneo de Madrid, el 16 de febrero de
1957, con el primero de una serie de recitales en los que interpretó el
ciclo de Schumann Amor y vida de mujer. Su debut escénico se hizo con el
papel de Trujamán para El retablo de maese Pedro de Falla en el Auditorium
de la RAI en 1957. Pero su auténtico debut escénico se produjo en 1957 en el
Festival de Aix en Provence en el papel de Dorabella de Così fan tutte. En
1958 sería su célebre aparición como Cherubino en Glyndenbourne, y su
presentación en América en la Ópera de Dallas con la Medea de Cherubini,
acompañada por María Callas y Jon Vickers. Los años siguientes son una
sucesión de éxitos y debuts en los centros operísticos más importantes del
mundo.

Durante los años sesenta el Metropolitan le abría sus puertas con Le nozze
di Figaro y la Scala caía a sus pies con Il barbiere di Siviglia dirigido
por Abbado. De este éxito vendría algo después su grabación, convertida en
uno de los iconos de los rossinianos. Otros momentos especiales fueron su
encuentro con Rafael Kubelik en 1970, su debut en el Liceo en 1971 con La
Cenerentola, el reencuentro con Karajan en el Festival de Salzburgo de 1972
en Le nozze di Figaro; la presentación en 1976 en la ópera de Viena con La
Cenerentola; su debut como Carmen en 1977 el Festival de Edimburgo bajo la
dirección de Claudio Abbado y el de Charlotte en Werther en 1979, la
grabación del Don Giovanni para Losey con Maazel, la inauguración del
Auditorio Nacional con la Atlántida y el regreso a la Zarzuela en 1991.

Teresa Berganza se ha planteado su oficio como otra manera de conocer el
mundo, como una batalla desde el corazón y la inteligencia.